Apple Watch Series 6 Vs Samsung Galaxy Watch 4 – ¿Consigue Samsung aventajar a Apple?

Apple y Samsung son dos de los gigantes tecnológicos más relevantes del momento. Como no puede ser de otra manera, ambas compañías se mantienen en la lucha por comercializar los dispositivos más punteros e innovadores del mercado. Si estás pensando en comprar un reloj inteligente, en este artículo comparamos dos de los modelos más avanzados en sus respectivas series: Apple Watch Series 6 Vs Samsung Galaxy Watch 4.

Atrás quedaron los tiempos en los que Apple y Samsung se limitaban a fabricar teléfonos o televisores. El segmento de los smartwatches ha experimentado durante los últimos años, y sigue haciéndolo, un aumento imparable. Los usuarios son cada vez más exigentes con estos complementos, y buscan precisión, profundidad de estudio y versatilidad de uso en los smartwatches. Si quieres saber en qué se diferencian los relojes inteligentes de Apple y Samsung, ¡no te pierdas nuestra comparativa!

Apple Watch Series 6 Vs Samsung Galaxy Watch 4: ¿En qué aspectos es mejor el modelo de Apple?

De un primer vistazo es fácil darse cuenta de lo distintos que son el Apple Watch Series 6 y el Samsung Galaxy Watch 4. En lugar de hablar de las diferencias y similitudes entre ellos, analizaremos los puntos más fuertes en los que aventaja un modelo a otro. Ya sabes que, en muchos de ellos, la decisión se puede limitar a gustos personales. Por tanto, nosotros te ofrecemos nuestro punto de vista, aunque la última decisión es tuya. Comencemos con las ventajas del Apple Watch Series 6:

Apple Watch 6 Vs Samsung Galaxy Watch 4

Diseño: más moderno y tecnológico

Decíamos antes que los relojes inteligentes de Apple y Samsung son muy distintos, algo que se ve ya en el diseño. El Apple Watch Series 6 presenta una pantalla cuadrada con los bordes redondeados, frente a la forma redonda del Samsung Galaxy Watch 4. Cabe destacar que el diseño varía según la versión que escojas de cada modelo. Así, el Apple Watch Series 6 está disponible en negro, rojo, azul marino, oro rosa y blanco (en opción solo GPS). También puedes optar por la versión GPS+Cellular, en la que se suman los colores grafito, plata y oro. Esta versión, al ser más completa, es más cara. Los dos modelos se pueden comprar en aluminio o acero inoxidable.

El Samsung Galaxy Watch 4, por su parte, tiene cuatro colores entre los que elegir: negro, plata, rosa y verde. Los dos smartwatches tienen dos tamaños posibles: 40 y 44 mm de diámetro. El Samsung Galaxy Watch 4, además, está disponible en 42 y 46 mm (Classic Bluetooth), aunque solo en color plata. También cuenta con dos materiales distintos, aluminio (versión estándar) y acero inoxidable (versión Classic). Como ves, este es el factor más condicionado por los gustos individuales de cada uno. Nosotros nos decantamos por el diseño del Apple Watch Series 6, que rompe con la estética tradicional de los relojes redondos.

Almacenamiento: duplica a su rival

La cantidad de archivos que puedes guardar en el Apple Watch Series 6 es más elevada, puesto que ofrece un total de 32 GB de almacenamiento, el doble que los 16 GB del Samsung Galaxy Watch 4. Esta diferencia radica en el rendimiento del procesador que llevan incorporado. El reloj de Apple cuenta con el S6 SiP, un procesador de doble núcleo de 64 bits, además de un chip inalámbrico W3 y el chip U1 de banda ultra ancha. Se trata de un procesador algo más potente que el Exynos W920 Dual Core 1.18GHz, disponible en el Samsung Galaxy Watch 4.

Fitness y actividad física: ventaja por la mínima

La optimización del rendimiento deportivo que ofrecen los smartwatches es otro de los factores más atractivos para los usuarios. Para ser justos, tanto el Apple Watch Series 6 como el Samsung Galaxy Watch 4 son excelentes en este sentido, pero Apple ofrece un nivel de detalle al que Samsung no ha llegado todavía. Los datos básicos de actividad física los proporcionan ambos: contador de pasos y calorías, distancia recorrida, ritmo cardíaco, etc. Cualquiera de los dos es perfecto para registrar tu actividad en cualquier tipo de deporte: running, ciclismo, natación, golf, gimnasio, etc. No obstante, ofrece algunas pequeñas funcionalidades que suponen un valor añadido con respeto al de Samsung, como la detección automática cuando estás realizando una carrera, la definición de la longitud de una piscina en base a la localización o la detección autónoma del estilo de natación. Pero, lo cierto es que en cualquiera de los dos casos encontrarás un buen aliado para el deporte.

Apple Watch Series 6 Vs Samsung Galaxy Watch 4: ¿Cuáles son las ventajas del reloj de Samsung?

Es el turno de Samsung. En este apartado, explicamos cuáles son los puntos fuertes del Galaxy Watch 4 con respecto a su rival de Apple:

Pantalla: mejor calidad y resolución

Las características de la pantalla del Samsung Galaxy Watch 4 reflejan la diferencia de tiempo entre el lanzamiento de cada modelo. Apple dispone de una pantalla Retina OLED LTPO, mientras que Samsung opta por una pantalla Super AMOLED. Los dos relojes cuentan con una opción de pantalla siempre activa. Lo que realmente otorga la victoria a Samsung en este caso es la resolución de la pantalla. Para el reloj de 40 mm, Samsung ofrece una resolución de 396 x 396 píxeles, mayor que los 324 x 394 de Apple.

Si optas por la carcasa grande, encontrarás una resolución de 450 x 450 píxeles en el Samsung Galaxy Watch 4, frente a los 368 x 448 píxeles del Apple Watch Series 6. Además, el Galaxy dispone de bisel giratorio, como es habitual en otros relojes de Samsung. Es cierto que la pantalla del Apple Watch Series 6 es más grande (1,78 pulgadas) que la del Samsung Galaxy Watch 4 (1,4 pulgadas), pero Samsung ofrece una definición de color mucho más nítida. Además, puedes intercambiar y personalizar los diseños de la pantalla.

Samsung Galaxy Watch 4 Vs Apple Watch Series 6

Duración de la batería: mayor autonomía

Los usuarios de smartwatches buscan dispositivos duraderos, en los que no se tengan que estar preocupando por la batería todos los días. Una necesidad que cubre mejor el Samsung Galaxy Watch 4 que su rival de Apple. El primero alcanza una autonomía de uso de hasta 40 horas frente a las 18 horas que dura el Apple Watch Series 6. En lo que respecta al tiempo de carga, los dos modelos tardan cerca de una hora y media en recargarse por completo.

Monitorización de la salud: análisis más exhaustivo

El Samsung Galaxy Watch 4 cuenta con un indicador realmente útil con el que el Apple Watch Series 6 no está equipado. Se trata de un sensor bioactivo que reúne un electrocardiograma y un sensor de impedancia bioeléctrica. Este marcador permite extraer mucha más información sobre el porcentaje de grasa o agua que hay en tu cuerpo, así como el índice de masa muscular. El Samsung Galaxy Watch 4 también mejora en lo que se refiere al análisis del sueño, y permite definir ciertos patrones de ronquidos o ver el oxígeno en sangre mientras duermes. Es decir, ofrece más precisión que el Apple Watch Series 6.

En el resto de funcionalidades relacionadas con la salud, los dos incluyen prácticamente las mismas prestaciones: sensor ECG para medir la frecuencia cardíaca, altímetro barométrico, acelerómetro, giroscopio, sensor para monitorizar el oxígeno en sangre, sensor óptico de frecuencia cardíaca, etc.

Apple Watch Series 6 Vs Samsung Galaxy Watch 4: empate técnico

Hay ciertos parámetros en los que el funcionamiento de los dos modelos es prácticamente el mismo. Es el caso de la resistencia al agua. Tanto el Apple Watch Series 6 como el Samsung Galaxy Watch 4 ofrecen 5 ATM de resistencia, lo que significa que pueden sumergirse hasta 50 metros de profundidad. También se encuentran prácticamente empatados en lo que se refiere a opciones de conectividad. Así, los dos smartwatches ofrecen conexión Bluetooth 5.0, Wi-Fi y LTE (este último es opcional, aunque incrementa el precio). Eso sí, la compatibilidad con otros dispositivos es más abierta en el modelo de Samsung, puesto que Apple solamente permite emparejarlo con sus propios productos, lo que limita mucho las opciones.

Si hablamos de otras funcionalidades inteligentes, los dos relojes inteligentes cuentan con alternativas similares. Por ejemplo, en cualquiera de los dos está disponible la opción de realizar llamadas de emergencia, o de ejecutar pagos sin contacto, vía Apple Pay o Samsung Pay. Además, pueden recibir llamadas, mensajes y notificaciones relacionadas con la predicción meteorológica o el calendario. El Samsung Galaxy Watch se puede controlar también a través del asistente de voz Bixby.

Apple Watch Series 6 Vs Samsung Galaxy Watch 4: nuestro veredicto

El rendimiento de los dos relojes inteligentes que hemos analizado es excelente. Las implementaciones tecnológicas en las que han trabajado Apple y Samsung han dado como resultado unos smartwatches realmente avanzados con los que podrás sacar el máximo provecho a tu actividad diaria. En lo que respecta a las funcionalidades relacionadas con el seguimiento del ejercicio, los dos son capaces de registrar casi la misma información. Apple profundiza un poco más en ciertos aspectos, pero la diferencia es mínima.

En cambio, el nuevo modelo de Samsung aventaja al de Apple en la monitorización de la salud, la autonomía de uso y la nitidez de la pantalla. Además, sigue siendo más asequible que el smartwatch de Apple. Si no tienes un iPhone, te recomendamos optar por el Samsung Galaxy Watch 4, que tiene una relación calidad-precio más optimizada. Por el contrario, si eres fiel a Apple es posible que te merezca la pena optar por el Apple Watch Series 6, a fin de poder compatibilizarlo al máximo con tu móvil. Así que, como siempre te decimos, la valoración recae en ti según tus prioridades.